Saltar al contenido principal

Gobierno del Principado de Asturias

Asturias, mucho más cerca

banda de sede
 

Estás en

Asturias.es Sede Electrónica BOPA y Legislación Resultados Buscador BOPA

Consulta de una disposición

Disposición anterior | Disposición siguiente


Boletín Nº 11 del viernes 17 de enero de 2020

AYUNTAMIENTOS

DE CASO

Anuncio. Aprobación definitiva de la modificación de la ordenanza fiscal n.º 26, reguladora del precio público por la prestación del servicio de ayuda a domicilio.

Anuncio

Aprobación definitiva de la modificación de la ordenanza fiscal n.º 26 reguladora del precio público por la prestación del servicio de ayuda a domicilio

El Ayuntamiento Pleno, en sesión ordinaria celebrada el 31 de octubre de 2019, acordó la aprobación inicial de la Ordenanza reguladora del precio público por la prestación de los servicios de ayuda a domicilio del Ayuntamiento de Caso.

Dicho expediente fue expuesto al público durante 30 días hábiles contados a partir del anuncio publicado en el Boletín Oficial del Principado de Asturias n.º 224 de 20-XI-2019 y mediante anuncios en el tablón de edictos y en sede electrónica del Ayuntamiento, no presentándose reclamación alguna, por lo que ha quedado definitivamente aprobado.

Contra la aprobación definitiva de la Ordenanza, podrán los interesados interponer recurso contencioso-administrativo ante el Tribunal Superior de Justicia de Asturias, en el plazo de dos meses, contados desde el siguiente a la publicación del acuerdo y del texto modificado de la Ordenanza en el Boletín Oficial del Principado de Asturias (art. 52 de la Ley 7/1985, de 2 de abril, reguladora de Bases de Régimen Local, en relación con los artículos 46.1 y 25 de la Ley 29/1998 de 13 de julio, reguladora de la Jurisdicción Contencioso-Administrativa). Lo que se hace público en cumplimiento de lo establecido en el artículo 49 Ley 7/1985 de 2 de abril, reguladora de Bases de Régimen Local.

El texto modificado de la Ordenanza es el siguiente:

ORDENANZA REGULADORA DEL PRECIO PUBLICO POR LA PRESTACIÓN DE LOS SERVICIOS DE AYUDA A DOMICILIO

Fundamentación legal y objetivo.

Artículo 1.º

El Ayuntamiento de Caso, haciendo uso de las facultades reconocidas en el art. 106 de la Ley 7/85, de 2 de abril, Reguladora de las Bases del Régimen Local y al amparo del artículo 41 del Real Decreto Legislativo 2/2004, de 5 de marzo, por el que se aprueba el texto refundido de la Ley Reguladora de las Haciendas Locales, establece en su territorio el precio público por la prestación del Servicio de Ayuda a Domicilio.

Artículo 2.º

El servicio de Ayuda a Domicilio a prestar por el Ayuntamiento de Caso, se mantendrá siempre que la colaboración económica del Principado de Asturias, sea posible y efectiva, mediante la firma del concierto que se decida al efecto. No es, por tanto, un servicio municipal establecido con carácter obligatorio ni permanente para el organismo municipal, pudiendo ser suspendido cuando la Corporación así lo decida.

Artículo 3.º

La finalidad del servicio será la mejora de la calidad de vida, previniendo y corrigiendo situaciones límite o de grave deterioro, además de educar y/o asistir de manera temporal, contribuyendo a lograr el equilibrio de bienestar social, físico, psíquico, económico y afectivo de la persona asistida, en su propio entorno social-familiar., contribuyendo a que puedan mantenerse en su medio habitual, facilitando su independencia personal mediante el apoyo doméstico, personal o social.

La prestación del Servicio de Ayuda a Domicilio, abarca dos modalidades, el Servicio de Ayuda a Domicilio ordinario o general (SAD) y el Servicio de Ayuda a Domicilio por Dependencia (SAAD), y en ambas se persiguen, entre otros, los siguientes objetivos:

a) Articular un instrumento que permita al Ayuntamiento de Caso aplicar y regular un servicio que considera necesario desde el punto de vista social, para determinados sectores de población: Tercera Edad, Discapacitados e Infancia, y en general, todas aquellas personas que por circunstancias puntuales requieran la prestación del servicio transitoriamente.

b) Mejorar la calidad de vida de las personas o grupos familiares, evitando y/o previniendo situaciones límite o de grave deterioro físico, psíquico y social.

c) Contribuir socialmente a garantizar la prestación del mismo a personas con escasos o nulos recursos económicos.

d) Prevenir y evitar el internamiento innecesario de personas que, con una alternativa adecuada, puedan permanecer en su medio habitual favoreciendo el desarrollo de sus capacidades personales.

e) Apoyar a los grupos familiares y cuidadores informales en la atención del usuario en las actividades de la vida diaria.

f) Potenciar las relaciones sociales y su participación en el entorno comunitario, previendo el aislamiento y la soledad.

g) Dar cobertura a las personas que tengan firmado en su Programa Individualizado de Atención (PIA), el Servicio de a Ayuda a Domicilio

Artículo 4.º

El SAD siempre procurará la autonomía personal. Nunca se realizará aquello que pueda hacer la persona aten¬dida o la familia por sí sola, favoreciendo la autonomía y evitando, en la medida de lo posible, la incapacidad progresiva.

No se reemplazará al usuario/a y/o a la familia en su responsabilidad, siendo el SAD una prestación de apoyo y complementaria.

Carácter de la ordenanza.

Artículo 5.º

a) La prestación del servicio en sus dos modalidades, es de carácter voluntario y no obligatorio. El Ayuntamiento de Caso podrá prestar el servicio a todos los ciudadanos que demanden la prestación del mismo, previa valoración positiva de los Servicios Sociales municipales, siempre que los solicitantes se comprometan al abono del precio público que les corresponda y, en todo caso, dentro de los límites presupuestarios de la partida destinada al efecto en cada ejercicio.

b) La prestación del servicio en sus dos modalidades, será siempre temporal, no indefinido. Se sujetará, por tanto, a los criterios de evaluación periódica de los Servicios Sociales municipales, pudiendo el Ayuntamiento cesar o modificar la prestación en función de la variación de las circunstancias que justifiquen dichos cambios, o del incumplimiento de lo establecido en esta Ordenanza.

c) La prestación del SAD tendrá jornada lunes a viernes en horario de 8 a 16 horas, con la flexibilidad que permita el servicio, con una frecuencia horaria de un mínimo de dos horas semanales y un máximo de cinco para la atención doméstica y de diez para la atención personal o mixta (Personal y domestica).

d) El SAAD se prestará en los días y horas establecidos para cada caso, de lunes a viernes, en horario de 8 a 16 horas, con la flexibilidad que permita el servicio, el número de horas asignadas viene recogido en el PIA firmado por el usuario y elaborado por la Consejería correspondiente. Cuando estas sean inferiores a las aprobadas por el SAD con anterioridad a la firma del programa, se podrían compatibilizar ambos servicios siempre y cuando el total de horas de servicio no superen a las ya aprobadas.

d) No se prestara servicio, en ninguna de las modalidades, ni fines de semana, ni noches, ni festivos, salvo en los casos de atención personal o que, siendo mixtos, requieran atención personal, previa valoración de los Servicios Sociales.

Actuaciones básicas.

Artículo 6.º

El Servicio de Ayuda a Domicilio se dirigirá a personas mayores, discapacitadas, enfermas y familias desestructuradas que en mayor o menor grado son dependientes, entendiendo por tales, aquéllas que no pueden hacer sin ayuda determinadas actividades de la vida diaria (AVD) de las consideradas esenciales para el autocuidado o para el desenvolvimiento normal de su vida diaria. En este sentido, distinguimos dos grandes bloques de actividades:

— Actividades básicas de la vida diaria (ABVD): Son las relacionadas con el autocuidado, como levantarse/acostarse, vestirse, caminar, alimentarse, realizar el aseo personal, mantener el control de esfínteres, etc.

— Actividades instrumentales de la vida diaria (AIVD): Consisten en el desarrollo de tareas habituales para vivir de manera independiente, tales como cocinar, limpiar, lavar, planchar, hacer compras, manejar el dinero, controlar la medicación, desplazarse por la calle, utilizar medios de transporte, realizar gestiones, etc.

Las actuaciones básicas a realizar serán:

— De apoyo doméstico: relacionadas con la alimentación, el vestido y el mantenimiento de la vivienda.

— De apoyo personal: aseo e higiene personal, ayudas en el vestir y el comer, control de la alimentación, seguimiento del tratamiento médico, apoyo para la movilidad dentro del hogar, etc

— Apoyo psicosocial: apoyo y fomento de la autoestima, organización económica y familiar, planificación de la higiene familiar, formación de hábitos de convivencia en la familia y el entorno, apoyo a la integración y socialización.

— Apoyo socio-comunitario: acompañamiento fuera del hogar para la ayuda de gestiones de carácter personal y acompañamiento para la participación en actividades culturales de ocio y tiempo libre.

Beneficiarios.

Artículo 7.º

Podrán solicitar el Servicio de Ayuda a Domicilio las personas que siendo residentes de forma continuada en su domicilio habitual por períodos mínimos de seis meses y estando empadronadas en el municipio de Caso, se hallen en algunas de las siguientes circunstancias:

a) Las personas con dificultades en su autonomía personal.

b) Quienes requieran asistencia para seguir viviendo en el domicilio particular, evitando el ingreso en residencias, hogares u otras instituciones de ancianos, minusválidos, etc.

c) Familias con problemas derivados de enfermedades físicas o psíquicas, padres o madres con excesivas cargas familiares o en situaciones sociales o económicas inestables.

d) Quienes convivan con familiares que no les pueda prestar la asistencia necesaria, por razones de trabajo, incapacidad o enfermedad.

e) Personas incluidas en programas de Servicios Sociales que de forma temporal precisen esta prestación como parte necesaria de su tratamiento social

f) Personas que tengan reconocida la situación de dependencia y hayan firmado el Plan Individualizado de Atención.

g) Familias en situación de sobrecarga que requieran apoyo domiciliario temporal.

Profesionales.

Artículo 8.º

En la prestación de Ayuda a Domicilio deberán intervenir los siguientes profesionales:

a) Trabajador/a Social que realiza la recepción del caso, estudio de las solicitudes y valoración de la situación, designación de la prestación, seguimiento, supervisión y evaluación del mismo.

b) Auxiliar de Ayuda a Domicilio, prestan la atención directa a los usuarios son los/las profesionales encargados/as de realizar las tareas asignadas por el/ la Trabajador/a Social.

c) También podrán intervenir los siguientes profesionales:

Educador: funciones de intervención y mediación

Psicólogo: Intervendrán en situaciones que precisen apoyo psicosocial.

d) Cualesquiera otros profesionales distintos de los anteriormente numerados, cuya actividad resulte de interés y redunde en beneficio de los destinatarios.

Solicitud. Iniciación y procedimiento.

Artículo 9.º

El procedimiento para la concesión de la prestación del Servicio de Ayuda a Domicilio podrá iniciarse de oficio o a instancia de parte.

Si se inicia de oficio, deberán garantizarse en su tramitación los requisitos y circunstancias documentales fijados para el caso de iniciarse a instancia de parte.

Las solicitudes se presentarán en el Centro Municipal de Servicios Sociales del Ayuntamiento de Caso. Dichas solicitudes deberán ir firmadas por el posible beneficiario/a o representante legal y en las mismas se indicará qué prestación desea y el motivo por el cual la realiza.

La solicitud deberá acompañarse como mínimo de la siguiente documentación:

— Fotocopia del DNI de todos los miembros de la unidad de convivencia o pasaporte.

— Fotocopia de la tarjeta sanitaria del solicitante.

— Justificante de la pensión o pensiones que percibe, debidamente actualizadas, en el supuesto de ser pensionista en cualquiera de los distintos regímenes o mutualidades.

— Fotocopia de las tres últimas nóminas del resto de miembros de la unidad convivencial o, en su defecto, justificante de encontrarse en situación de desempleo.

— Fotocopia de todas las hojas de la declaración del IRPF del año inmediatamente anterior de todos los miembros de la unidad de convivencia, o certificación negativa de no efectuarla.

— Certificación de valores catastrales de bienes inmuebles de naturaleza rústica y urbana.

— Certificado de convivencia y/o empadronamiento.

— Acreditación de minusvalía y/o dependencia en el caso de existir.

— Intereses bancarios del año anterior al corriente.

— Certificados de saldos bancarios a fecha de presentación de la solicitud, y en su caso cuando se proceda a la modificación de tarifas, cuya titularidad corresponda al beneficiario así como a los que con él convivan.

— Informe médico.

— Documento de domiciliación bancaria, en su caso, a efectos del pago de precio público a cargo del beneficiario.

— Cualquier otro documento que sea necesario para justificar la situación objeto de demanda del SAD.

La acreditación de estos documentos tendrá carácter obligatorio. La no presentación de alguno de ellos podrá dar lugar a la exclusión de las prestaciones que se soliciten.

El Ayuntamiento comprobará los datos aportados, reservándose el derecho a exigir ampliación de los mismos. La no aportación de datos económicos o la insuficiencia de éstos darán lugar a la aplicación del precio público íntegro establecido en la correspondiente Ordenanza reguladora.

Si el escrito de iniciación del expediente no reuniese los requisitos previstos en la Ley 30/92 de Régimen Jurídico de las Administraciones Públicas del Procedimiento Administrativo Común o no se acompaña alguno o algunos de los documentos exigidos en esta normativa, se dará un plazo de diez días para subsanación de las deficiencias, con apercibimiento de que si no lo hicieren se archivará el expediente sin más trámite.

Las solicitudes de Ayuda a Domicilio serán atendidas y valoradas por los/as trabajadores/as sociales del Centro Municipal de Servicios Sociales, quienes emitirán un informe propuesta.

a) Procedimiento ordinario: Los Servicios Sociales dictarán la resolución oportuna, indicando los siguientes aspectos:

— En el caso de concesión de Servicio de Ayuda a Domicilio: Datos personales del beneficiario, domicilio, horas y modalidad de atención, coste precio hora, fecha de comienzo del Servicio y duración del mismo, según informe técnico.

— En el caso de que la solicitud pase a lista de espera (por no disponer de medios para atenderla): Se le comunicará al beneficiario el estado de su solicitud, en lista de espera, señalando la puntuación obtenida según el baremo de acceso. Cuando ya exista disponibilidad de horas el Trabajador/a social realizará in¬forme indicando las condiciones del Servicio y se seguirá el procedimiento indicado para la concesión.

— En caso de denegación: Se concretarán las causas que han motivado tal decisión.

La resolución sobre concesión o denegación del SAD será notificada por escrito al beneficiario o representante legal. Dicha resolución tendrá carácter contractual entre la persona beneficiaria y los Servicios Sociales, estando obligada a firmarlo en el supuesto de estar de acuerdo con la misma.

b) Procedimiento de urgencia: En casos excepcionales el Ayuntamiento de Caso reconocerá la prestación del servicio, previo informe del/la Trabajador/a Social, en el plazo más breve posible. La comunicación en un principio será telefónica y posterior-mente se remitirá por escrito. El contenido de la prestación, así como el tiempo asignado podrá ser modificado en función de las variaciones en las circunstancias que dieron lugar a la concesión inicial.

Las solicitudes que hubieran sido denegadas por no reunir alguna de las condiciones necesarias para la con¬cesión de la ayuda, salvo aquellos que no hubieran presentado la documentación completa, no volverán a ser estudiadas en tanto que su situación no varíe de forma significativa.

Funcionamiento.

Artículo 10.º

Se seguirán las siguientes pautas generales de funcionamiento:

— El horario en el que se prestará el SAD lo determinará, siempre y en todo caso, el Centro Municipal de Servicios Sociales basándose en criterios de adecuación de las tareas a realizar, priorizándose aquéllas que tengan que ver con la atención personal del beneficiario/a, y en la disponibilidad horaria que tengan los Servicios Sociales. Si el beneficiario/a no estuviese de acuerdo con el horario fijado pasará a la situación de lista de espera.

— Una vez iniciado el SAD se realizará un seguimiento y evaluación de cada caso por los/as trabajadores/as sociales del CMSS, con visitas al domicilio cuando se estime oportuno, así como contactos periódicos con las Auxiliares de Ayuda a Domicilio. Asimismo, los Servicios Sociales Municipales elaborarán una Memoria Anual que refleje la situación del Servicio.

— La asignación de el/la auxiliar y el horario de atención del Servicio de Ayuda a Domicilio, dependerá de la organización y necesidades del servicio, no teniendo nunca carácter definitivo.

— En ningún caso, el/la auxiliar del Servicio de Ayuda a Domicilio, podrá entrar en el domicilio cuando en el mismo no se encuentre el/la usuario/a.

— El/la auxiliar de ayuda a domicilio no podrá hacerse cargo de las llaves de la vivienda, salvo casos excepcionales y previa autorización firmada.

— El/la auxiliar de ayuda a domicilio no podrá facilitar su teléfono particular o el de otros trabajadores. El teléfono al que deben de llamar los beneficiarios es el 985607653 (Centro Municipal de Servicios Sociales) o al 985608002 (Ayuntamiento).

— Ningún/a auxiliar podrá atender a familiares directos, salvo que, por necesidades del servicio esté justificado

— El/la auxiliar de Ayuda a Domicilio, no podrá realizar desplazamientos con el/la beneficiaria del Servicio en su vehículo particular.

— En un mismo domicilio no podrá coexistir la misma prestación con la misma naturaleza.

— Cuando un/una usuario/a sé ausente de su domicilio, deberá notificarlo al/a la Trabajador/a Social con la antelación suficiente para la reordenación del servicio.

— Si el beneficiario estuviera ausente a la hora establecida de prestar el servicio, y no hubiera avisado previamente, el/la auxiliar de ayuda a domicilio esperará 10 minutos. Transcurrido ese tiempo se marchará, comunicándolo previamente al CMSS.

— En caso de incumplimiento de la obligación de comunicación de ausencia, así como las situaciones de no poder prestar el servicio por causas injustificadas o achacables al usuario, este deberá aportar el 100% del coste de ese servicio de acuerdo con el precio público establecido. Si el hecho fuera reiterado, el servicio será dado de baja temporal o definitivamente según las circunstancias.

A estos efectos no se tendrán en cuenta las ausencias por urgencias sanitarias o demás situaciones en que la falta de notificación de la ausencia esté plenamente justificada.

— Cuando se le conceda el SAD o SAAD a una persona y su domicilio esté en malas condiciones higiénicas; ésta tendrá la obligación de hacer una limpieza general antes de que el/la auxiliar responsable empiece a desarrollar su trabajo.

— En los casos en los que la persona beneficiaria conviva con familiares válidos, el servicio sólo se prestará para atención personal,. El personal de atención domiciliaria no atenderá a otros miembros de la familia o allegados que habiten en el mismo domicilio ni asumirá la limpieza de la casa, salvo que, tratándose de tareas domésticas, éstas reviertan directamente en la persona beneficiaria del servicio.

— Por necesidades del Servicio, se podrá no atender a los/las usuarios/as de SAD general, priorizando la atención a los/as usuarios/as del SAAD.

— El Ayuntamiento, nunca asumirá la atención de una persona dependiente, cuando no existan apoyos familiares básicos.

— A las personas usuarias con gran dependencia se les asignara a un/a auxiliar, al que deberá ayudar la familia o persona que esté a cargo del dependiente, si esto se viera dificultado por alguna razón, se intentara que el servicio sea prestado por dos auxiliares máximo.

Prestaciones

Artículo 11.

El SAD prestará las siguientes tareas:

a) Tareas de atención domestica:

— Limpieza habitual. Es la que se hace como apoyo a los beneficiarios que no pueden realizar tareas que requieren bastante frecuencia: Hacer la cama, barrer y fregar el suelo, lavado de vajilla, limpiar muebles, puertas, ventanas, sanitarios, etc.

— Limpieza de mantenimiento. Es la que se hace como apoyo a beneficiarios que tienen dificultades para tareas y limpiezas que requieren esfuerzo o que su realización supone riesgo para el beneficiario, como son cris¬tales, zonas altas, habitaciones que no se usan. Se les dará una periodicidad trimestral en unas tareas o semestral en otras, según criterio del profesional que acuda al domicilio y de la Trabajadora Social.

— Pequeñas reparaciones, poner bombillas, arreglo de cortinas, etc.

— Lavado, planchado y repasado de ropa. Podrán realizarse lavados a mano de pequeñas prendas cuando no pueda hacerlo el beneficiario. Para el resto de lavados se utilizará la lavadora. Incluye también tender la ropa.

— Realización de compras de alimentos, diarios o semanales, a cuenta del beneficiario, con el beneficiario o la auxiliar sola, y siempre con la suficiente organización en cuanto a frecuencia, lugares de adquisición, etc.

— Cocinado de alimentos y determinación de menús, conjuntamente con el beneficiario/a.

— Apoyo a la organización y orden domésticos.

— Realización de gestiones elementales, tales como: Cobros de pensiones, apertura de una cuenta para la domiciliación de pagos, siempre acompañando al beneficiario, llamar a un técnico para hacer reparaciones en el domicilio y similares.

— Otras labores propias de la vida cotidiana para las que el beneficiario/a se vea incapacitado.

— Otros (calefacción, proveer carbón y/o leña).

Debido al uso habitual es normal un desgaste o deterioro del material que el/la auxiliar utiliza. El repuesto de este material correrá a cargo del beneficiario. Por lo tanto no podrá exigir la reparación del daño en lo que pudiera suceder: Roturas, decoloraciones, pérdidas, etc., salvo evidente negligencia o intencionalidad por parte de la auxiliar.

Otros servicios, siempre que sean expresamente autorizados por la Concejalía competente en la materia.

b) Tareas de atención personal: Consisten en ayudar a la persona, estimulándola para que realice todo aquello que pueda por sí misma, en las siguientes AVD:

— Aseo personal, incluyendo: Vestir y desvestir, cambio de ropa, lavado de cabello, peinar, afeitar, arreglo de uñas y todo aquello que requiera la higiene habitual, apoyo o atención en el baño.

— Atención especial al mantenimiento de la higiene personal para encamados e incontinentes, a fin de evitar la formación de úlceras, realización de cambios posturales.

— Cambio de bolsas, colectores y pañales.

— Ayuda o apoyo a la movilización, tanto dentro del hogar como fuera del mismo.

— Transferencias (de la cama a la silla, de la silla al WC, etc.).

— Seguimiento de la medicación prescrita.

— Control y administración de la medicación bajo prescripción facultativa.

— Ayuda para comer y/o alimentación especial.

— Seguimiento y ayuda en la alimentación.

— Levantar de la cama y acostar.

— Acompañamiento a visitas terapéuticas o a servicios de carácter prioritario para la calidad de vida del beneficiario (médico, centro de día), dentro del término municipal.

— Recogida y gestión de recetas con el beneficiario o la auxiliar sola y documentos relacionados con la vida diaria del beneficiario.

c) Tareas de índole preventivo y de ayuda en la vida social y relacional:

— Detección de cambios situacionales y observación de relaciones familiares y sociales.

— Potenciar valores positivos para superación de situaciones de crisis.

— Entrenamiento en habilidades domésticas, higiénicas y de organización y economía doméstica.

— Supervisar la toma de medicamentos prescritos.

— Pasear.

— Salir de compras junto con la persona atendida.

— Ayudar a la persona a la realización de gestiones.

— Acompañamiento a consultas médicas, hogar o club, etc.

— El acompañamiento, cuando careciesen de apoyo familiar para tal fin, siempre que sea dentro del municipio. En casos excepcionales deberán realizar el mismo acompañamiento fuera de Caso en caso de especialidades médicas y únicamente en aquellos casos en que el beneficiario se encuentre en desamparo y que por condiciones personales concretas, no pueda realizarla por sus propios medios.

— Ayudarle en el despacho de su correspondencia personal, estimularle para que realice llamadas o visitas a sus allegados, amistades y familiares.

— Ayudarle a llevar las cuentas económicas.

— Hablar y dialogar con la persona atendida.

— Excepcionalmente, otros servicios o tareas distintas de las anteriores, siempre que concreta y explícitamente se convenga con los Servicios Sociales Municipales.

La intervención en el hogar, razón de ser del SAD, variará en función de las necesidades y objetivos, de acuerdo a los cuales se establecerán unas prestaciones u otras, lo que se reflejará en el Plan Individualizado de Atención.

d) Relación con el entorno:

Apoyo, en aquellos casos que sea necesario para realizar las actividades normales propias de la convivencia del beneficiario en su entorno, como salidas a lugares de reunión, visitas a familiares, actividades de ocio y compañía entre otras, siempre que no disponga de apoyo familiar o de voluntariado.

e) Tareas de carácter psico-social:

— Asesoramiento, seguimiento y tratamiento social.

— Atención técnico-profesional para desarrollar las capacidades personales.

— Intervención en el proceso educativo y de promoción de hábitos personales y sociales.

f) Tareas especializadas educacionales y formativas.

Este servicio lo ejecutarán los auxiliares formados para realizar tareas de intervención en los distintos órdenes (funcional, escolar, etc.), se desarrollarán en aquellos núcleos de convivencia en los que se han detectado diversas carencias, que repercuten seriamente en el bienestar de los menores y otros colectivos de riesgo.

La función de estos trabajadores es fundamentalmente educativa y formativa, tiene por objeto crear hábitos, pautas, actitudes y roles apropiados en el núcleo familiar y en distintos ámbitos.

g) Quedan excluidos los siguientes servicios:

Vigilancia durante la noche o más allá del límite del horario estipulado.

Vigilancia y apoyo en hospitales.

Tareas de carácter sanitario:

— Poner inyecciones.

— Colocar o quitar sondas.

— Tratamiento de úlceras o escaras.

— Suministrar medicación que implique especialización por quien la suministra.

— Ejercicios de fisioterápia.

En general todas aquellas tareas de carácter exclusivamente sanitario que requieran una especialización.

La realización de grandes reparaciones domésticas que requieran una especialización.

En general quedan excluidas del servicio todas aquellas tareas físicas que pongan en peligro la salud y la integridad física de los profesionales que prestan el servicio y que no contribuyen a una mayor calidad de vida del beneficiario: Movilización y limpieza de ventanas correderas, persianas por el exterior, limpieza de dorados y cromados, abrillantamiento de suelos, limpieza de zonas comunes (patios, escaleras, etc….)

Todas aquellas que no corresponden a las tareas y funciones de los profesionales del SAD.

Hacer arreglos de la casa de cierta entidad (pintar un techo, empapelar las paredes, jardinería, etc.).

Otras que la Trabajadora Social considere necesario excluir.

Hecho imponible.

Artículo 10.º

El hecho imponible está constituido por la utilización y disfrute de la prestación voluntaria del Servicio de Ayuda a Domicilio

La obligación a contribuir nace desde el momento en que se inicie el disfrute de la prestación.

Financiación.

Artículo 11.º

El servicio se financiará:

Con las subvenciones concedidas por otras Administraciones Públicas con las que el Ayuntamiento formalice el oportuno convenio.

Con las aportaciones del Ayuntamiento de Caso, dentro de las limitaciones presupuestarias de cada ejercicio.

Con las aportaciones de los beneficiarios en concepto de precio público.

Si el número de solicitudes excediese al número de horas que pudieran asumirse, se formará una lista de espera en función de la puntuación obtenida.

Obligados al pago.

Artículo 12.º

Están obligados al pago del precio público regulado por esta Ordenanza, quienes reciban la prestación del Servicio de Ayuda a Domicilio

Exenciones.

Artículo 13.º

Situaciones de precariedad económica cuando la renta personal anual sea inferior Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples (I.P.R.E.M.). En este caso, estarán exentos del pago del precio público regulado en la presente ordenanza.

Y además acredite no tener bienes o posesiones que dé lugar a la no exención.

Cuantía precio.

Artículo 14.º

El importe del precio público para el SAD estará determinado por el coste real de la hora de prestación del servicio:

Ver anuncio en PDF para consultar la tabla

a) Los ingresos a tener en cuenta para determinar la renta per cápita se fijarán en función de las tareas a prestar por el servicio. Si son tareas que redundan en beneficio de todos los convivientes, se computarán los ingresos anuales totales de la unidad familiar, procedentes de salarios, pensiones, intereses, rentas y cualesquiera otros y se dividirán por el número de personas que compongan la unidad familiar. Si, por el contrario, son tareas de un solo beneficiario directo (atención personal) se computarán solo los ingresos anuales del solicitante.

Cuando se presten tareas de uno y otro tipo se computará todos los ingresos.

b) A esta tabla de porcentajes se añadirá un 10% más por cada 6.000 € depositados en entidad bancaria (menos 6.000 €).

c) La renta per cápita en el caso de las personas que vivan solas se dividirá por 1,5 en compensación de gastos generales.

d) En caso de los trabajadores autónomos se considerarán como ingresos anuales los netos deducidos conforme a la legislación reguladora del IRPF del ejercicio inmediatamente anterior, incrementada en el índice de precios al consumo para el ejercicio de que se trate.

e) Es obligación formal del usuario comunicar a los Servicios Sociales las alteraciones de sus ingresos en el plazo de un mes desde que se produzcan.

f) Anualmente, por los Servicios Sociales, se requerirá a los beneficiarios del servicio para que justifiquen la situación económica de la unidad familiar, a los efectos de actualizar su renta per cápita y el precio público a abonar.

En el supuesto de personas que tengan reconocida la situación de dependencia y a quienes se les haya prescrito el SAD en la Resolución aprobatoria del Programa Individual de atención (PIA), el servicio se financiará con las aportaciones de la Administración General del Estado y de la Comunidad Autónoma del Principado de Asturias en las condiciones y la intensidad que se establezca en la normativa de aplicación en cada momento. Asimismo la participación de la persona beneficiaria en el coste del Servicio se fijará según el Precio Público que establezca la normativa específica de aplicación.

Cobro.

Artículo 15.º

Las cuotas exigibles por ésta exacción se liquidarán por cada período mensual de prestación del servicio.

Derechos y obligaciones.

Artículo 16.º

Derechos de la persona usuaria:

— Al cumplimiento fiel de lo estipulado en el documento contractual y de concesión del SAD.

— A la prestación del SAD con la máxima diligencia, puntualidad y cuidado.

— A ser informados previamente de cualquier modificación en las condiciones del servicio.

— A la intimidad y dignidad, no revelándose desde estos Servicios Sociales información alguna procedente de la prestación del servicio, manteniendo siempre e inexcusablemente, el secreto profesional.

— A ser tratados con respeto por parte del personal que, directa o indirectamente, está relacionado con la prestación del SAD.

— A que el personal que preste el servicio vaya debidamente identificado con documento acreditativo, uniforme, a fin de evitar problemas de seguridad e higiene.

— A proponer el horario que considere más adecuado a sus necesidades. Esto no será condición para que se le pueda asignar un horario distinto al propuesto.

Obligaciones de la persona usuaria:

— A Participar en el coste de la prestación, en función de su capacidad económica y patrimonial, abonando en su caso la correspondiente contraprestación económica

— A mantener una actitud colaboradora y correcta para el desarrollo de las tares del/la auxiliar, asi como poner a su disposición los medios adecuados para el desarrollo de las mismas.

— A aportar cuanta información se requiera en orden a la valoración de las circunstancias personales, familiares y sociales que determinen la necesidad de la prestación

— A informar de cualquier cambio que se produzca en su situación personal, familiar, social y económica, que pueda dar lugar a la modificación, suspensión o extinción de la prestación de ayuda a domicilio.

— A tratar al personal del servicio con la consideración debida a la dignidad de los trabajadores

— A firmar un programa individual de atención donde se recogen las tareas o actividades a realizar en el domicilio.

— A no exigir tareas o actividades no incluidas en el Programa Individual de atención.

— A respetar el horario establecido para el SAD y SAAD, permaneciendo siempre en el domicilio durante la prestación del servicio, y no tratar de extenderlo indebidamente.

— A comunicar, con la suficiente antelación, cualquier ausencia del domicilio que impida la prestación del servicio.

El incumplimiento reiterado de estas obligaciones por parte del usuario/a puede dar lugar a la retirada del servicio.

Incompatibilidades.

Artículo 17.º

Los servicios de atención domiciliaria previstos en la presente ordenanza, serán incompatibles en su percepción con otros servicios o prestaciones de análogo contenido o finalidad reconocidos por otra Entidad o Institución privada o pública, salvo que se complementen.

Denegación del servicio.

Artículo 19.º

La denegación de la solicitud procederá por alguna de las siguientes causas:

— No cumplir requisitos.

— La ocultación de datos.

— La falta de presentación de la documentación requerida.

— Persistir las circunstancias que motivaron la retirada del Servicio.

— Poder satisfacer adecuadamente sus necesidades por sí mismo y/o con el apoyo de sus familiares, al convivir con personas no dependientes.

— No ser la necesidad alegada objeto de cobertura por el Servicio de Ayuda a Domicilio.

— No aceptar las condiciones de los servicios municipales en cuanto a prestaciones y aportaciones económicas.

— Ser beneficiario/a de servicios o prestaciones económicas derivadas de la aplicación y desarrollo del Sistema para la Autonomía Personal y Atención a la Dependencia, cuando el propio sistema los considera incompatibles con el servicio de ayuda a domicilio.

— Negarse a iniciar el procedimiento de dependencia al que pudiese tener derecho.

— Padecer enfermedad infecto-contagiosa o transtorno mental que suponga grave riesgo para los profesionales de atención domiciliaria.

— Cualquier otra causa motivada.

Extinción o suspensión.

Artículo 20.º

La Ayuda a Domicilio se extinguirá por alguna de las siguientes causas:

— Fallecimiento del beneficiario

— A petición de la persona usuaria

— Por desaparición de las causas que motivaron la concesión

— Por el incumplimiento reiterado por parte de la persona usuaria de sus obligaciones

— Por ingreso en residencia de mayores

— Por traslado de domicilio a otro término municipal

— Por falseamiento de datos, documentos u ocultación de los mismos.

— Se podrá suspender temporalmente la ayuda a domicilio en el supuesto de ingreso de la persona usuaria en centro hospitalario o institución intermedia, cambio temporal de domicilio, vacaciones, por presencia de familiares que puedan realizar las tareas que hace el SAD, u otros motivos acreditables, no superiores a tres meses.

— Por haber desistido de otros servicios o prestaciones derivadas de la aplicación y desarrollo del Sistema para la Autonomía Personal y Atención a la Dependencia, o a la negativa de iniciar el procedimiento de Dependencia al que pudiera tener derecho.

Toda baja se cumplimentará en documento firmado y sellado por la Trabajador/a Social de los Servicios Sociales y en él constarán obligatoriamente los motivos por los que causa baja así como la fecha a partir de la cual se hace efectiva.

El expediente de baja, previo trámite de audiencia a los interesados, para que en el plazo de diez días formulen las alegaciones y presentes pruebas que estimen oportunas, en los supuestos d) y e) del apartado anterior, será objeto de resolución por parte del Trabajador/a Social, con expresión de los recursos que procedan.

Transcurrido dicho plazo se continuará el procedimiento, aunque el beneficiario/a no hubiese hecho ejercicio de su derecho.

Disposición transitoria

Los beneficiarios/as del SAD que se encuentren en situación de alta en el momento de la aprobación del presente Reglamento por el Pleno del Ayuntamiento y no cumplieran cualquiera de los requisitos y/o artículos en él reflejados se les concederá un plazo de treinta días a partir de la comunicación por escrito de dicha situación para su adaptación a lo establecido en este Reglamento.

Disposición final

La modificación de la Ordenanza Fiscal, aprobada por acuerdo del Ayuntamiento Pleno adoptado en su sesión ordinaria celebrada el 31 de octubre de 2019, entrará en vigor transcurridos quince días hábiles a contar desde el día siguiente de su completa publicación en el Boletín Oficial del Principado de Asturias permaneciendo en vigor hasta su modificación o derogación expresas.

En Caso a 8 de enero de 2020.—El Alcalde.—Cód. 2020-00148.

Disposición anterior | Disposición siguiente

Información sobre el documento

© Copyright 2006. Gobierno del Principado de Asturias