Buscar en el BOPA :

Consultar una disposición

Boletín Nº 207 del martes 06 de septiembre de 2005

AYUNTAMIENTOS

DE CUDILLERO

De conformidad con lo establecido en el artículo 89 del Decreto Legislativo 1/2004, de 22 de abril, por el que se aprueba el texto refundido de las disposiciones legales vigentes en materia de ordenación del territorio y urbanismo, el Pleno Corporativo del Ayuntamiento de Cudillero, en sesión extraordinaria celebrada el día 8 de agosto de 2005, acordó la aprobación definitiva del Plan Parcial del Sector 02 del Suelo Urbanizable Industrial de Valdredo, junto con la normativa urbanística que se expresa a continuación.

Contra el presente acto, que pone fin a la vía administrativa, cabe interponer recurso contencioso-administrativo ante el Tribunal Superior de Justicia de Asturias en el plazo de dos meses, desde la notificación del presente acuerdo.

Todo ello sin perjuicio de que interponga cualquier otro recurso que estime pertinente en defensa de sus intereses.

NORMAS URBANISTICAS

El Plan Parcial establece como referencia subsidiaria las vigentes Normas Subsidiarias de Planeamiento de Cudillero, por lo que las actuaciones deben cumplir la Normativa en ella contenida.

2.2 Condiciones particulares del Sector S-2 Suelo Urbanizable Valdredo.

Se especifican a continuación:

Superficie bruta del ámbito del Sector S-2: 56.068,00 m.

Figura de planeamiento: Plan Parcial.

Sistema de actuación: Reparcelación.

Iniciativa del planeamiento: Pública.

2.3 Aprovechamiento urbanístico.

Se especifica a continuación:

Uso característico: Industrial I A.

Tipología edificatoria: Nave exenta.

Edificabilidad bruta: 0,80 m/m.

Superficie obligatoria de cesiones: Según anexo RPU.

2.4 Condiciones específicas:

— El Plan será gestionado por el Ayuntamiento de Cudillero.

— La tramitación del Sector se regirá expresamente por el Decreto Legislativo 1/2004, de 22 de abril, por el que se aprueba el texto refundido de las disposiciones legales vigentes en materia de ordenación del territorio y urbanismo

— Altura máxima da la edificación: 7,00 m

— Parcela neta mínima: 1.500 m

— Ocupación máxima sobre parcela neta: 70%

— El viario interior deberá resolverse adecuando su trazado a las condiciones topográficas y características del propio terreno

— Se establecerá una plaza de aparcamiento cada 100,00 m2 de edificación interior de cada parcela

— El Plan Parcial establece una franja, calificada como zona verde, paralela a la carretera y con una profundidad mínima de 15,00 m

— La superficie máxima edificable será el resultado de aplicar la edificabilidad bruta indicada sobre la superficie bruta del ámbito del Sector

— Coeficiente de homogenización: 0,50

— Aprovechamiento medio: 0,40 m/m 2.5 Resumen de normativa municipal de aplicación

SECCION 6.ª USO INDUSTRIAL

Artículo 94.—Definición

Se incluyen en este uso los establecimientos dedicados al conjunto de operaciones que se ejecutan para la obtención y transformación de primeras materias, así como su preparación para posteriores transformaciones, incluido el envasado, transporte y distribución. Se incluyen también los almacenes, entendiendo como tales los espacios destinados a la guarda, conservación y distribución de productos naturales, materias primas o artículos manufacturados sin servicio de venta al público.

Artículo 95.—Clasificación

1. Categoría: Artesanías y pequeñas industrias y talleres no molestos para las viviendas, de menos de 150,00 m de superficie y 5 CV de potencia de los motores instalados.

2. Categoría: Pequeñas industrias y talleres de servicio de menos de 300,00 m de superficie y hasta 10 CV de potencia instalada.

3. Categoría: Industria compatible con la vivienda.

4. Categoría: Industria compatible con la vivienda.

5. Categoría: Industria agropecuaria.

6. Categoría: Almacén industrial.

Artículo 96.—Situaciones 1. Situación: En planta baja de edificios de viviendas o anejos a viviendas unifamiliares.

2. Situación: En planta baja de edificios de otros usos distintos al de vivienda.

3. Situación: En naves o edificios independientes.

4. Situación: En zonas o polígonos dedicados al uso industrial.

5. Situación: En naves o edificios independientes.

6. Situación: En zonas o polígonos dedicados al uso industrial.

7. Situación: Aisladas, fuera de zonas urbanizadas.

Artículo 97.—Condiciones de los edificios y locales industriales

1. las instalaciones industriales compatibles en mayor o menor grado con otros usos, residenciales o no, que compartan un mismo edificio deberán cumplir las condiciones higiénicas, de seguridad y calidad ambiental señaladas en los artículos 164 a 170, ambos incluidos, de estas Normas Subsidiarias 2. La longitud máxima de los cuerpos de edificación atenderá a las condiciones siguientes:

— El frente máximo edificado en naves o edificios independientes será de 80,00 m.

— En los casos en que excepcionalmente, y por necesidades del proceso de producción sea preciso superar estas dimensiones, se crearán sectores de incendio estancos cada 80,00 m, de manera que en caso de emergencia garanticen la accesibilidad y la no propagación del fuego entre los mismos.

3. Los locales industriales en los que existan puestos de trabajo fijos, éstos no podrán situarse en plantas, sótanos o carentes de iluminación natural, debiendo cumplir en cuanto a iluminación y ventilación las condiciones señaladas para el uso de oficina 4. Los usos industriales que compartan edificio con otros usos deberán disponer de accesos independientes del de aquellos cuya escalera común no podrán utilizar para el acceso a la planta primera ocupada por uso industrial.

5. Los usos industriales situados en naves o edificios independientes deberán cumplir las siguientes condiciones:

— Los aparcamientos y operaciones de carga y descarga de mercancías deberán resolverse en el interior del edificio o pacerla, para lo cual deberán disponer de una zona de carga y descarga a la que tengan acceso todos los locales destinados a almacén e industria y con capacidad suficiente para una plaza de aparcamiento de turismo por cada 100,00 m2 de nave, así como una plaza de vehículo industrial por cada 2.000,00 m2 de nave o fracción y un acceso que permita la entrada o salida de vehículos sin maniobras sobre la vía pública.

— Los accesos deberán situarse en calles de anchura entre alineaciones no menores de 10,00 m.

— El acceso de vehículos industriales será exclusivo e independiente del de personal hasta la línea de fachada.

— Los cerramientos a los linderos se realizarán, preferentemente, con elementos vegetales de baja altura.

Cuando sea necesario por motivos de seguridad, rebasar dicha altura, se permitirán cerramientos de otro tipo siempre que no superen los 0,50 m, siendo el resto visualmente permeable.

6. Para la clasificación de las actividades se estará a lo dispuesto en el Reglamento de Actividades Molestas, Insalubres, Nocivas y Peligrosas.

Artículo 98.—Almacenamiento de residuos sólidos

Aquellos residuos que por su naturaleza no sean susceptibles de vertido, previo tratamiento, a la red general de saneamiento, se almacenarán en contenedores cerrados, de tipo conforme a las características de producto: especiales, sólido- líquido o líquidos controlando regularmente el buen estado de los mismos, de manera que se garantice su estanqueidad.

Artículo 99.—Residuos sólidos y recogida de basuras

No se admitirá la acumulación ni el vertido de residuos, escombros o desechos industriales en los espacios públicos no señalizados para este fin ni en los espacios libres de las parcelas. Deberán disponerse contenedores de recogida de residuos sólidos en todas y cada una de las parcelas con capacidad suficiente para admitir los desechos producidos por cada empresa. Estos contenedores garantizarán la estanqueidad, estando correctamente etiquetados con indicación del contenido: tipo de residuo, composición, origen, cantidad, fecha, riesgos específicos e incompatibilidad con otros residuos.

Artículo 100.—Estudios de impacto

Para ejercer el control de las actuaciones industriales de gran tamaño o importancia o de efectos previsiblemente notables sobre el medio circundante, urbano o rural, el Ayuntamiento podrá exigir, como requisito previo al de concesión, de licencia, la realización de un estudio de impacto en el que se consideren las consecuencias de la actuación prevista en cuanto a la edificación o a la actividad. El procedimiento a seguir para la realización de este tipo de estudio se regula en el artículo 172 de estas Normas Subsidiarias

CAPITULO 3. CONDICIONES GENERALES DE URBANIZACION

SECCION 1.ª SISTEMA VARIO

Artículo 131.—Dimensiones de las calzadas

Las dimensiones de las calzadas serán las establecidas por los servicios técnicos municipales o de los organismos competentes de la Administración, sobre la base de las intensidades de tránsito y del entorno por el que transcurre, utilizándose como referencia para el Suelo Urbano la siguiente clasificación del viario:

• Zonas de uso característico residencial

— Cuando se trate de actuaciones sobre suelo ya consolidado con viario existente y siempre que se disponga del espacio necesario, la calzada tendrá una sección transversal mínima de 6,00 y 8,00 metros entre alineaciones

— En las zonas sobre suelo no consolidado en las que la red viaria es de nueva creación, la calzada tendrá un ancho mínimo de 6,00 y 9,00 metros entre alineaciones

— El radio mínimo del bordillo de separación entre acera y calzada en encuentro de vías será de 6,00 metros

• Zonas de uso característico industrial

— La calzada tendrá un ancho mínimo de 6,00 metros y la separación entre alineaciones será de 12,00 metros

— El radio mínimo del bordillo de separación entre acera y calzada en encuentro de vías será de 10,00 metros

Artículo 132.—Condiciones específicas de las calles particulares

1. Se definen como tales las de propiedad privada que figuren con este carácter en los planes parciales y estudios de detalle.

2. Su urbanización se ejecutará por los particulares o entidades promotoras de los respectivos proyectos y su ejecución se ajustará a las prescripciones y características establecidas por el Ayuntamiento para las vías públicas, debiendo disponer de los servicios urbanos que señala la Ley del Suelo.

3. Las autoridades municipales estarán facultadas para exigir la utilización pública de la calle o calles particulares, regulando el uso de las mismas, conforme a las necesidades de la villa, pudiendo los particulares proponer su entrega y conservación del Ayuntamiento, libre de cargas y gravámenes, estando dotadas de la totalidad de los servicios señalados en la Ley del Suelo y en perfectas condiciones de utilización.

4. Si con posterioridad a la apertura de una calle particular se modificara el planeamiento de la zona en la que se encuentre incluida, se mantendrá su calificación urbanística de terreno vial a todos los efectos, incorporándose esta al patrimonio municipal, de acuerdo con el sistema de actuación previsto en dicha ordenación.

5. Podrán disponerse calles en fondo de saco que tendrán una longitud máxima de 75,00 metros; en su final, se proyectarán raquetas que permitan el giro de los vehículos. Se unirán por senderos de peatones que permitan enlaces cómodos y se preverá la instalación de los servicios complementarios o de infraestructura. dichas calles no podrán servir a mas de 50 viviendas.

Artículo 133.—Pavimentaciones

1. La pavimentación de aceras y calzadas se hará teniendo en cuanta las condiciones del soporte y la del tránsito que discurrirá sobre él, así como las que se deriven de los condicionantes de ordenación urbana y estéticos.

2. La separación entre las áreas dominadas por el peatón y el automóvil se manifestará de forma que queden claramente definidos sus perímetros, sin que sea imprescindible que se produzca mediante diferencia de nivel. A tales efectos, se diversificarán los materiales de pavimentación de acuerdo con su diferente función y categoría, circulación de personas o vehículos, lugares de estancia de personas, estacionamiento de vehículos, calles compartidas, cruce de peatones, pasos de carruajes, etc.

3. El pavimento de las sendas de circulación de los peatones y las plazas no presentará obstáculos a la circulación de personas y vehículos de manos, se distinguirán las porciones de aquellas que, ocasionalmente, pudieran ser atravesadas por vehículos a motor que no deformarán su perfil longitudinal y que tendrán acceso achaflanado desde el bordillo.

No podrá existir ningún estrechamiento de las aceras que deje un margen libre de paso menor de 1,00 metro.

4. Las pavimentaciones se realizarán atendiendo a:

— El pavimento deberá construirse sobre una explanación convenientemente consolidada, evitando las zonas de vertedero y los terrenos arcillosos. Será obligatoria la adecuada compactación de los terraplenes.

— Donde sea preciso se establecerán sub-bases permeables y drenajes para suprimir la posibilidad de un acceso de humedad en las capas adyacentes del pavimento.

Los drenajes desaguarán a la red de saneamiento y se instalarán puntos de absorción para la recogida de aguas de superficie.

— Cuando existan desniveles en las profundidades inmediatas de las vías, estos desniveles se tratarán de forma que los taludes que sean necesarios tengan una pendiente máxima de 33%, colocando muros de contención en los lugares necesarios.

5. Asimismo, se contemplarán las siguientes fases:

— La primera será para el período de construcción de los edificios de la urbanización, debiendo estar constituido el pavimento para una sub-base y la base definitiva con una capa intermedia.

— En la segunda fase se construirá la capa de rodadura definitiva, en capa de acabado de macadán o macadán con riego asfáltico en caliente, que se instalará sobre el pavimento de la fase primera, siempre que no se aprecien deterioros de importancia que obliguen a su reconstrucción.

Artículo 134.—Aparcamientos públicos

1. Los estacionamientos que se produzcan en las vías públicas no interferirán el tránsito de estas, debiendo cumplir las siguientes condiciones mínimas:

— Aparcamiento en línea: 2,20 m

— Aparcamiento en batería: 4,50 m

— Aparcamiento en espina: longitud equivalente dependiendo del ángulo de inclinación

2. Los aparcamientos de superficies se acondicionarán con vegetación o arbolado de modo que quede dificultada la visión de los vehículos y se integre de la mejor manera posible en el entorno en el que se dispongan 3. Cómo caso excepcional podrán disponerse aparcamientos bajo los espacios públicos atendiéndose a las condiciones que para los mismos fije el Ayuntamiento.

SECCION 2.ª ABASTECIMIENTO DE AGUA, SANEAMIENTO Y VERTIDOS

Artículo 135.—Abastecimiento de agua

1. Todas las construcciones serán subterráneas siguiendo el trazado de las aceras.

2. Sin perjuicio de lo que pudieran determinar los servicios técnicos municipales en las previsiones de los planos y proyectos de urbanización el consumo diario medio se realizará en base a dos sumandos:

— Agua potable para usos domésticos. Mínimo 200 litros por persona y día.

— Agua para riegos, piscinas y otros usos. A tenor de las características de la urbanización.

3. En cualquier caso, la dotación por habitante y día no será inferior a 300 l. El consumo máximo para el cálculo de la red se obtendrá multiplicando el consumo diario por 1,70.

En función de su utilización, en la red se exigirán los siguientes diámetros interiores mínimos:

— Tuberías de distribución: 150 mm

— Red de riesgo: 80 mm

— Tuberías de servicio para hidrantes o bocas de incendio: 100 mm

4. Será preciso demostrar mediante la documentación legal requerida en cada caso la disponibilidad del caudal suficiente, bien sea procedente de una red municipal o particular existente o de manantial propio. En caso de presión insuficiente para la alimentación de los puntos de consumo situados mas altos, se emplearán los elementos técnicos necesarios.

5. Deberán acompañarse igualmente el análisis químico y bacteriológico de las aguas, así como el certificado de aforo realizado por un organismo oficial en el caso de captación no municipal.

6. Se establecerán en todas las zonas de parques y jardines, espacios libres, paseos, plazas, calles... bocas de riego de los mismos materiales y modelos adoptados por el Ayuntamiento.

La distancia entre las bocas de riego se justificará con arreglo a la presión de la red, de tal forme que los rayos de acción sean continuos. La dotación para riegos será de 4 m cúbicos por hectárea en zona verde.

7. A los efectos de estas Normas Subsidiarias, tendrán el carácter de estándares mínimos, además de los anteriores, los establecidos en las Normas Técnicas de Diseño y Calidad de las Viviendas Sociales, aprobadas por Orden de 24 de noviembre de 1976, así como la normativa específica del Principado de Asturias.

Artículo 136.—Evacuación de aguas residuales y pluviales

1. Según sean las características de la red municipal de saneamiento, se exigirá una red de alcantarillado único o separativo, tal como precisen las características del terreno y de la ordenación. En desarrollos de densidad bruta o inferior a 15 viviendas por hectárea podrán evacuarse las aguas pluviales por cuneta lateral a la calzada con posterior vertido a las vaguadas naturales.

2. Las aguas residuales verterán a colectores de uso público para su posterior tratamiento en las depuradoras municipales.

En los sectores donde la topografía del terreno no permitas esta solución y el vertido de aguas residuales se realice a una vaguada, río o arroyo, deberá preverse la correspondiente estación depuradora y quedar claramente especificado el régimen económico de mantenimiento de la misma, cumpliéndose en cualquier caso las condiciones de vertido que mas adelante se establecen.

3. Se prohíbe expresamente el uso de fosas sépticas en el suelo urbano, excepto casos muy excepcionales en Suelo de baja o industrial cuando se justifiquen inconvenientes técnicos de difícil solución o costes desproporcionados al total de la actuación, en cuyo caso se permitirá ocasionalmente la instalación de una fosa séptica en tanto no se disponga de una red municipal de alcantarillado adecuada, pudiendo, no obstante exigir el Ayuntamiento al particular los avales necesarios para garantizar la posterior acometida a dicho alcantarillado.

4. Los proyectos de la red estarán sujetos a las siguientes condiciones mínimas:

— Velocidad del agua a sección llena: 0,5-3,0 m/seg

— Pozos de registro visitables en cambio de alineación y de rasante así como en entronques de ramales en alineaciones rectas a distancias no superiores a 50,00 metros

— Tuberías de hormigón centrifugado para secciones menores de 600 mm de diámetro y hormigón armado para secciones superiores a la indicada

— Todas las conducciones serán subterráneas y seguirán el trazado de la red viaria y de los espacios libres de uso público

Artículo 137.—Condiciones de vertido

1. Todas las urbanizaciones fábricas y demás edificaciones que efectúen vertidos a un cauce público estarán dotadas de estación depuradora, salvo que puedan justificar el cumplimiento de los mínimos a que se hace referencia en el artículo 17 del Reglamento de Actividades Molestas Insalubres Nocivas y Peligrosas.

2. Las fosas sépticas estarán a lo dispuesto en las Normativas Provisionales para el Proyecto y Ejecución de Estaciones Depuradoras, aprobadas por Resolución de 23 de abril de 1969, las Normas Complementarias de la Autorización de Vertido de las Aguas Residuales, Orden de MOPU, de 23 de diciembre de 1986, y en cualquier caso, cumplirán las siguientes condiciones:

— La capacidad mínima de las cámaras destinadas a los procesos anaerobios será de 250 litros usuario cuando sólo viertan en ella aguas fecales y 500 litros usuario cuando estén destinadas a otros usos

— Además de la dimensión en altura que se precise para cumplimentar el párrafo anterior, deberán añadirse:100 mm en el fondo para depósito de cienos, 200 mm en la parte superior sobre el nivel máximo del contenido para cámara de gases

— La cámara aeróbica tendrá una superficie mínima de capa filtrante de 1,00 m

— No se admitirán fosas sépticas para capacidades superiores a 10 personas en el caso de obras de fábrica o de 20 personas en las prefabricadas

— Si se emplea fábrica de ladrillo, este tendrá un espesor mínimo de 1 pie y medio, revestido el interior con un mortero hidráulico de cemento de 30 mm mínimos de espesor y bruñido y acodado en vértices y aristas.

Cuando se emplee hormigón en masa, el espesor mínimo será de 250 mm. Cuando se utilice hormigón armado “in situ”, de 150 mm, y cuando se utilicen piezas prefabricadas de 100 mm

— Se admitirán soluciones prefabricadas o industriales, debidamente homologadas

— La fosa séptica distará como mínimo 5,00 metros de los límites de la parcela, debiendo estar situada en la parte más baja de la misma

— La distancia mínima entre una fosa séptica y un pozo de captación será de 40,00 metros si la fosa se encuentra en una cota superior al pozo y de 25,00 metros en caso contrario. En cualquier caso esta distancia deberá justificarse de acuerdo con la permeabilidad del terreno 3. El efluente cumplirá en todos los casos los límites de toxicidad marcados en el artículo 17 del referido Reglamento de Actividades Molestas, Insalubres, Nocivas y Peligrosas.

4. En los vertidos industriales, el efluente que llegue a la estación depuradora municipal no podrá superar los valores que se detallan a continuación:

— Cobre: 1 mg/l.

— Cianuro: 1-2 mg/l.

— Cromo: 3 mg/l.

— Níquel: 3 mg/l.

— Zinc: 5 mg/l.

— Metales no férricos: 10 mg/l.

5. Quedan igualmente prohibidos los vertidos de aceites y grasas, productos tóxicos e inhibidores biológicos.

6. La temperatura de los vertidos no sobrepasará de 250 C y su PH estará comprendido entre 6 y 9.

7. Todas las urbanizaciones, polígonos e industrias en general que viertan a cauces públicos vendrán acompañadas de proyecto de depuración en el que expresamente se haga constar:

— Caudal del efluente.

— Sustancias químicas vertidas.

— Grado de depuración conseguido.

— Sistema de depuración empleado.

— Punto de vertido.

— Caudal mínimo del estiaje del cauce público en dicho punto.

— En caso de industria, su número conforme a la Clasificación Nacional del Actividades Económicas.

8. Salvo que se justifique debidamente una cifra distinta, se considerará como caudal mínimo de estiaje del cauce público al que se vierta, el resultado de la aplicación C = 1,50 x 5 en la que C es el caudal en 1./seg. y 5 la cuenca de vertido en Km 2.

9. A los efectos del párrafo 7, en viviendas se considerarán los siguientes parámetros-base en el vertido diario:

— DBO5: 60 g. por habitante y día.

— Sólidos en suspensión: 90 g. por habitante y día 10. Así mismo, a efectos de cálculo, se considerará como número de habitantes el resultado de multiplicar por cuatro el número de viviendas.

11. Sin perjuicio del cumplimiento de lo anteriormente dispuesto, el efluente cumplirá las condiciones siguientes:

— DBO5: 530 ppm máximo

— Sólidos en suspensión: 60 ppm máximo

— Cloro libre: 1,5 ppm máximo

12. En ningún caso se podrán realizar vertidos cuando se superen los siguientes parámetros referidos al caudal mínimo en estiaje: (Véase en formato PDF)

13. Sin perjuicio de lo anterior, la concentración máxima de vertido medida a partes por millón -Cmx- no deberá superar los valores que se deduzcan de la siguiente fórmula: Cmx = k x Cme x Cmv; siendo k la concentración máxima admisible en ppm de los distintos oligoelementos en razón a su toxicidad, señalada en el artículo 17 del Reglamento de Actividades Molestas, Insalubres, Nocivas y Peligrosas, Cme el Caudal mínimo de estiaje y Cmv el Caudal mínimo vertido.

14. La tubería de vertido, en los casos en que provenga de una estación depuradora, tendrá un pozo de registro en terreno de dominio público, situado antes del punto de vertido al cauce público.

15. En caso de vertidos industriales, las condiciones anteriores se indican sin perjuicio de lo que puede imponer la Comisión Provincial de Servicios Técnicos u otros órganos regionales sustitutorios competentes.

SECCION 3.ª SUMINISTRO DE ENERGIA ELECTRICA Y ALUMBRADO

1. El cálculo de las redes de baja tensión se realizará de acuerdo con lo dispuesto en los Reglamentos Electrotécnicos vigentes, previéndose en los edificios las cargas mínimas fijadas en la Instrucción MI BT 010 y en las Normas Técnicas de Diseño y Calidad de las Viviendas Sociales.

2. La carga total correspondiente a los edificios se preverá de acuerdo con lo establecido en dichas Normas y para el cálculo de las redes se aplicarán en la fijación de las potencias de paso, los coeficientes en ellas señalados.

3. Las servidumbres eléctricas que el Ayuntamiento autorice sobre los inmuebles de su propiedad, tanto de dominio público como privado, se entenderán concedidas con la limitación de poder ser variado el total de las líneas si las actuaciones urbanísticas al amparo de estas Normas Subsidiarias implicasen la necesidad de dicha variación. Dicha variación se efectuará a cargo de la empresa suministradora o persona que las solicite, sin derecho a indemnización alguna ni al resarcimiento de los daños o prejuicio que origine el nuevo trazado.

4. El tendido de nuevos cables deberá ser subterráneo.

En ciertos casos podrá autorizarse el tendido aéreo, pero con carácter provisional, hasta que el Ayuntamiento estime que debe pasar a ser subterráneo.

5. Las casetas de transformación podrán ser subterráneas o de superficie, prohibiéndose ubicar estas últimas en las vías públicas y reunirán las condiciones óptimas en cuanto a molestias y peligrosidad al vecindario. El suministro de energía eléctrica deberá garantizarse por la empresa promotora quién acompañará el oportuno proyecto de distribución de energía eléctrica.

Artículo 139.—Alumbrado 1. El alumbrado público debe contribuir a crear un ambiente visual nocturno adecuado a la vida ciudadana sin deterioro de la estética urbana, incluso potenciándola siempre que sea posible. Sus componentes visibles armonizarán con las características urbanas de la zona y el nivel técnico de iluminación satisfará los objetivos visuales deseados.

2. Se indican como parámetros mínimos de iluminación los siguientes: (Véase en formato PDF)

3. La situación de los centros de mando será tal que ocupen un lugar secundario en en la escena visual urbana y no ocasionen inconvenientes ni para transitar ni por la producción de ruidos molestos.

4. La altura de las luminarias sobre el plano de la calzada estará comprendida entre 6,00 y 9,00 metros, pudiendo recurrir a alturas superiores cuando se trate de vías muy importantes, plazas o cruces superiores. Para el cálculo de la altura citada se tendrá en cuenta el ancho de la calzada, la potencia luminosa de las lámparas y la separación entre unidades luminosas.

5. Las luminarias, apoyos, soportes, candelabros, y cuantos accesorios se utilicen para este servicio público serán análogos a los utilizados por el Ayuntamiento en calles de características semejantes. Las redes de distribución del alumbrado público serán independientes de la red general y se alimentarán directamente de la caseta de transformación mediante circuito propio. Podrán ser: aéreas sobre postes, aéreas por fachada y por canalizaciones subterráneas.

6. Se exigirá el enterramiento de todas las conducciones eléctricas del alumbrado público y privado en un plazo máximo de tres años desde la aprobación de la presente normativa, conforme al artículo 13 de la Ley 10/1996, de 10 de marzo, sobre Expropiación Forzosa y Sanciones en materia de instalaciones eléctricas, y artículos 25 y 29 del Reglamento; Decreto 2.619/1966 de 20 de octubre.

SECCION 4.ª PLANTACIONES

Artículo 140.—Consideraciones generales

El tratamiento de los espacios libres dependerá de su carácter público o privado y de su función, siendo en todo caso obligatoria la plantación de arbolado de las especies y el porte adecuado a lo largo de las vías de tránsito, en los establecimientos de vehículos y en las calles y plazas peatonales comprendidas dentro de los terrenos de la urbanización.

SECCION 5.ª BASURAS

Artículo 141.—Consideraciones generales Las zonas de nueva urbanización deberán prever un sistema de recogida de basuras que sirva de apoyo a la organización del servicio municipal.

En Cudillero, a 22 de agosto de 2005.—El Alcalde. —14.431.